"El metro de Bogotá será una construcción alta y esbelta"

Esta semana, uno de los anuncios hechos por la Alcaldía fue el primer trazado del metro, el cual sería de 15 kilómetros elevados e iría del portal Américas hasta la calle 6.ª con Caracas. Su trayecto hacia el norte solo se sabrá con los estudios que entregue esta administración. El proyecto se licitará en 2016, la obra empezará en 2018 y será entregada en 2022, según la Alcaldía.

Andrés Escobar Uribe, gerente del metro, habló sobre cómo será su construcción.

¿Esta obra a qué otro metro del mundo se va parecer?

La línea puede parecerse a la de Vancouver (Canadá) porque es muy esbelta y de poco impacto, casi invisible. Las estaciones pueden ser como las que hay en Singapur y Hong Kong.

¿Nos las puede describir?

Serán laterales y por el hecho de que el metro sea elevado no significa que las estaciones también lo sean. Estamos guiándonos por un modelo que es muy asiático, en donde estas sean edificios que están a un lado. No se descargará a los pasajeros en el andén estrecho sino que ingresarán a un ambiente urbano donde encuentran bancos, plazoletas de comida, etc.

¿La conexión con TransMilenio y el SITP cómo será?

Con TransMilenio buscaremos que sea física, que la gente puede cambiar de modo de transporte sin salir a la calle y sin pagar más por el pasaje. En algunos casos, esto no se podrá hacer porque no existe el espacio requerido y ahí haremos una integración tarifaria.

¿Cómo no caer en el problema de que la parte donde se ubiquen las pilas que sostienen el metro se conviertan en foco de inseguridad y desaseo, como sucede en los puentes?

Esos vacíos urbanos que no son de nadie en ocasiones se convierten en deterioro progresivo, porque no tienen uso, son bajitos y oscuros. La clave en el metro elevado como el de Vancouver es que sea alta y esbelta; esto hace que a la parte inferior entre luz y aire permanentemente. Su altura sería de 11 metros.

¿Y estéticamente cómo se ve?

Eso depende del tipo de estaciones que se hagan y de lo esbelto que se proyecten. Medellín tiene mucho que enseñarnos; un error en su construcción son las estaciones elevadas que parecen catedrales.

¿La urbanización cómo va ser?

Construyendo manzana estación, que en un gran conjunto, y no solo limitándose en poner la escalera por donde bajarían los pasajeros. Por ejemplo, en Asia hay estaciones donde existen colegios.

¿Cuál es el reto más grande con este proyecto?

Cumplir los programas y los plazos, porque todas las obras se demoran tres y cuatro años más de lo planeadas. Un ejemplo es el deprimido de la calle 94.

Hay $ 13,8 billones de presupuesto. Si todo se invierte en el metro, ¿qué va a pasar con las troncales proyectadas?

Eso lo va discutir la ciudad con el Plan de Desarrollo.

¿Qué hay en concreto de la parte que va de la Caracas con 6.ª hacia el norte?

Estamos haciendo los estudios necesarios para saber qué es lo más viable para construir, si un metro elevado o uno subterráneo, y eso solo lo sabremos en junio próximo.

¿Qué opina cuando dicen que todo es improvisado?

Están en todo su derecho de decir lo que quieran. La verdad solo se conocerá cuando presentemos los estudios y diseños para abrir la licitación. Es más, nunca ha habido diseños de metro en Bogotá.

¿Entonces qué dejó la administración pasada?

Un trazado y unas volumetrías de las líneas y las estaciones, pero no hay un diseño que señale cuántas varillas requiere una columna, o equis tubería de qué diámetro es para sacar toda el agua que se infiltra en los túneles; eso no está, esos diseños de detalles no existen.

¿De los estudios hechos por la firma española Sener en la administración de Samuel Moreno y los que dejó la alcaldía pasada, qué rescatarán?

De los de Sener se recogió el trazado que será utilizado en el tramo sur (Américas hasta la calle 6.ª con Caracas); ellos dijeron por dónde debería ir, mas no si era elevado o subterráneo. También calculó la demanda de pasajeros en las estaciones; esto nos sirve para dimensionar su tamaño. De la administración pasada vamos a utilizar los estudios de suelo en el trazado sur, también la propuesta de las dimensiones de las estaciones (escaleras fijas, eléctricas y ascensores). En el trazado norte no sabemos cómo irá, hasta que salgan los estudios.

El alcalde Enrique Peñalosa propone que el municipio de Mosquera se suba al metro, ¿eso en qué consiste?

El metro elevado sale del portal Américas y los patiotalleres quedarían donde desemboca el río Fucha, en la localidad de Bosa. Este recorrido del portal a los patios tiene 4,8 kilómetros y son un ramal denominado muerto porque no hay flujo de pasajeros.

El alcalde Peñalosa dice que la invitación es para que el municipio de Mosquera se suba al metro y así llevarlo hasta allá, que solo está a 2,5 kilómetros de distancia del portal Américas, pasando el río Bogotá y hacer ahí los patios y una estación que conecte a esta población y así sus habitantes puedan conectarse con él, tal y como funciona en el municipio de Bello, en Antioquia, con el metro de Medellín.

¿Qué significa el metro elevado?

Significa tocar sutilmente la tierra.


Otras noticias

Avenida. Carrera 19 No. 95-55 Piso 9 Edificio Platino Tel. (057-1) 638 9900
Bogotá, Colombia - Política de protección de datos